¿Cómo es el parque de furgonetas, camiones y buses de la Guardia Civil?

¿Cómo es el parque de furgonetas, camiones y buses de la Guardia Civil?

Fernando Gil Llorente, Jefe de Servicio de Material Móvil de la Guardia Civil, es el responsable, desde finales de 2016, de la gestión de las adquisiciones del Parque Móvil de la Guardia Civil. También del desarrollo de I+D+i en cuestión de vehículos y elementos auxiliares necesarios, la gestión del sostenimiento (mantenimiento fundamentalmente, sin olvidar la logística de materiales) del ciclo de vida de la flota, y del apoyo a las unidades operativas con el transporte colectivo e individual de las Fuerzas del Cuerpo de sus dotaciones, además de otras atribuciones que desgrana en una entrevista que publica la web Transporte3.com.

Un Servicio que cuenta con una estructura compuesta por un órgano central directivo y una organización periférica, que coincide con la operativa provincial de los propias Unidades de la Guardia Civil. En total, la plantilla de la Benemérita cuenta con más de 1.200 efectivos dedicados al automovilismo, según su responsable.

El parque de V.I. de la Guardia Civil

En dicha entrevista, Gil Llorente ofrece detalles muy interesantes de cómo es el parque de V.I. que maneja la Guardia Civil. En la actualidad, la flota de vehículos de este Cuerpo Armado tiene unas 19.000 unidades, con un peso de los vehículos industriales de un 10,2%, es decir, casi 2.000 vehículos industriales.

Debido a la diversidad y complejidad de la flota, explica, estos vehículos se adquieren mediante los mecanismos sujetos a la contratación pública para el suministro de bienes, aunque, prácticamente, la totalidad de las unidades se realizan a través de los acuerdos marco que la Administración va desarrollando (turismos, motocicletas, industriales <3500 kg y >3500kg), también en renting o de manera directa “cuando las especificaciones son muy singulares. Además, en ocasiones se recurre al uso provisional de los vehículos incautados a organizaciones criminales bajo autorización judicial”, apunta.

Camiones, furgones y autobuses…y taller

Según Gil Llorente, los camiones de la Guardia Civil tienen una media de antigüedad de 13 años y un kilometraje medio de unos 150.000 km. “Se utilizan, fundamentalmente, para realizar apoyos singulares (ADR y municiones, ganado, puestos de mando…). Los servicios de transporte de mercancías genéricos se externalizan”.

Por su parte, la edad media de los furgones es inferior (10,6 años) y el kilometraje similar al de los camiones (unos 157.000 km de media). “Estos vehículos los utilizamos para los transportes de animales (perros) y para apoyar a otras especialidades (transporte de presos, actividades subacuáticas, desactivación de explosivos, servicios de transmisiones y comunicaciones…)”, afirma.

Los autobuses, mientras, unos son utilizados para el transporte de personal a actividades cotidianas y otros, transformados, están destinados al transporte de presos. “Esta competencia es exclusiva de la Guardia Civil, por lo que se utiliza una flota muy importante de vehículos fabricados “ad hoc”, afirma.

Mantenimiento y transformaciones

Por lo que se refiere al mantenimiento de los vehículos, el Jefe de Servicio de Material Móvil de la Guardia Civil, afirma que "la tendencia está orientada a la externalización. Prácticamente la totalidad del mantenimiento correctivo se externaliza y sólo una parte del preventivo, un 15% aproximadamente, se hace por personal propio".

En cuanto a las transformaciones, “prácticamente, la totalidad de los vehículos que incorporamos, explica el Jefe de Servicio de Material Móvil de la Guardia Civil, debe sufrir las transformaciones necesarias para identificar la imagen corporativa y policial, así como incorporar aquellas herramientas necesarias de telecomunicación y equipos auxiliares de servicio”.

En el proceso de adquisición del vehículo, continúa Gil Llorente, “se incorpora un kit, con los elementos necesarios para identificación corporativa y la incorporación de añadidos necesarios para un buen refuerzo al servicio operativo. Mientras, las unidades más sofisticadas que incorporan transformaciones reservadas “son los propios servicios de investigación los que realizan pequeñas y sutiles adecuaciones de funcionalidades”.

Por último, el responsable de vehículos de la Guardia Civil señala que no está prevista la incorporación de vehículos ‘eco-eficientes’ en un futuro inmediato, de manera significativa. Sin embargo, si esperan “incorporar los primeros vehículos industriales propulsados por energías alternativas en 2020”.