NOTICIA
20-01-2020

¿Un tercer paso fronterizo para el transporte hacia Europa para garantizar el flujo de mercancías?

La creación del nuevo Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, y a cuyo frente se ha situado José Luis Ábalos, hasta ahora ministro de Fomento (cartera que desaparece y cuyas competencias se integran en este nuevo Ministerio), supone dar una respuesta favorable a una de las grandes demandas históricas del sector español del transporte.

La inclusión en la denominación del Ministerio del término 'Transporte' debe servir, o al menos esa es la esperanza del sector, para que esta actividad ocupe un lugar de mayor relevancia en la estrategia del Gobierno. Desde el mundo asociativo español del transporte de mercancías por carretera no se ha dejado pasar la ocasión, una y otra vez, especialmente en los últimos meses, para insistir en la consideración de su labor como estratégica para la economía nacional.

Fue en la pasada edición de la Asamblea General de Astic (Asociación de Transporte Internacional por Carretera), celebrada en Granada en junio, cuando la secretaria general de Transporte, María José Rallo, ya avanzó la creación del nuevo Ministerio de Transporte, en cuyo cometido figurará una mayor atención a la movilidad frente a la focalización en el ámbito de la inversión en infraestructuras.

Tercer paso fronterizo y otras reivindicaciones

Conseguida esta reivindicación, ahora queda por ver si se atienden otras del sector como ha sido la solicitada hace unas semanas también por Astic de crear un “tercer paso” a Europa por los Pirineos a través de Huesca para garantizar el flujo de las exportaciones.

Esta es una de las reivindicaciones del transporte por carretera al nuevo Gobierno, que Astic justifica porque la carretera moviliza un 70% de las exportaciones a Europa y, “como hemos visto, no puede depender exclusivamente de Irún y La Junquera”. Además, demanda la creación de corredores de carretera para el transporte de mercancías, que permanezcan abiertos 24 horas, durante los siete días de la semana.

Por otro lado, la entidad también demanda acabar con la “asfixiante carga impositiva y de costes sociales” que soportan las empresas del sector que operan con empleados propios. A este respecto, advierte de que la implementación de nuevas tasas fiscales, como una hipotética ‘Euroviñeta’ o nuevos impuestos llamados “verdes”, “dificultaría gravemente la supervivencia del transporte”.

Otras demandas de Astic son impulsar la armonización legislativa europea y nacional, la apuesta por la intermodalidad o perseguir y sancionar la morosidad. Medidas que el sector del transporte por carretera lleva demandando durante años dada la importancia estratégica del sector, del bienestar de sus trabajadores, autónomos y empresas en general y que siguen sin llevarse a cabo en las diferentes legislaturas.

En Toptruck se hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Puede cambiar la configuración u obtener más información sobre nuestra política de cookies aquí.